Plan San Juan impulsará la economía dominicana

Con base en el decreto de la Marca-País y el nombramiento del tabaco como Patrimonio Nacional, el Plan San Juan del Gobierno de la República Dominicana tiene como objetivo principal fortalecer la economía y minimizar los índices de pobreza y desocupación en el sur del país, específicamente en el Valle de San Juan.

De acuerdo con el encargado del plan, Ramón Olguín, esta estrategia –creada por el presidente Luis Abinader– será de gran beneficio para las provincias de San Juan, Elías Piña y Azua, entre otras, que además de contar con población desocupada poseen tierras idóneas para la siembra de cultivos de alto valor, como el tabaco.

Producto seleccionado por su generación de empleo y divisas, con más de 135 mil puestos laborales y más de mil 300 millones de dólares generados anualmente –como promedio durante los últimos tres años–, se crearía en San Juan la zona tabacalera más reciente, que tiene vocación real para producir capa, capote y tripa de variedades como Habana y Corojo, con la posibilidad de expandirse a Connecticut y Pensylvania

Detalló que de acuerdo con cifras oficiales, el sur del país es la región más pobre y el tabaco es una opción para generar de 6 a 7 mil empleos sólo en el cultivo, así como los 700 empleos inmediatos que ya crearon a partir de la construcción de dos naves para procesar tabaco en la Zona Franca.

Ramón Olguín dice que las proyecciones de este plan muestran que en un plazo de dos años, San Juan se convertiría en la zona tabacalera más grande del país, produciendo con planta en ambiente protegido para fortalecer la Marca-País, y además se lograría bajar las importaciones de tabaco, con una importante producción local que aumente la generación de riqueza.

A través de este plan, el apoyo del Gobierno llegará con el financiamiento de infraestructura de curado y la generación de más plántulas en ambiente protegido, como una manera de hacer que los recursos permanezcan en la zona, favoreciendo a unas 60 mil familias de forma inmediata. Es importante señalar que se procurará un crecimiento responsable de la industria, para producir tabaco de calidad y competir en el mercado.

Lee en la revista (gira tu dispositivo para mejor experiencia de lectura):