PDR Cigars: Afrontando el futuro un cigarro a la vez

Tras el paso de la pandemia de Covid-19 el mundo cambio en distintos aspectos y para la industria del tabaco no fue excepción. Algunos planes a futuro se vieron truncados por el parón que esta enfermedad significó en muchos ramos del comercio, pues el mundo se paralizó y algunos sueños se pusieron en pausa.

No obstante, para Abraham Abe Flores –cabeza de PDR Cigars esta situación, más allá de un impedimento para crecer, fue una lección de vida que aplica hasta ahora, adoptando una filosofía de no ver más allá del presente y enfocarse en afrontar el futuro “un cigarro a la vez”.

La compañía nació en 2004 en Tamboril, República Dominicana, ganando reconocimiento en mercados como los de Estados Unidos y Europa, sobre todo en España, donde esta marca comercializa cigarros con calificaciones importantes que se han colocado dentro del Top 10en calidad, con precios que van desde 5 y hasta 50 dólares.

Para este año, PDR Cigars trajo a la PCA la presentación de Vinyet, un cigarro que llevabauna década de añejamiento en la mente de Abe, tras un viaje realizado a Cuba durante 2010. Un paseo por la Habana Vieja lo llenó de imágenes, ideas y arte, por lo que sintió la necesidad de crear algo a manera de homenaje.

De estas ideas surgieron El Criollito y El Trovador, cigarros que ya son parte del catálogo de la marca, pero el Vinyet permaneció en el tintero durante más de una década, cuando Abe al fin encontró el concepto y el tabaco ideal para llevar a cabo lo que había soñado.

Este puro no sólo involucra los conceptos de Abe, pues realizó el empuño de las primeras 200 cajas para cada una de las cinco vitolas disponibles; etapa del proceso de fabricación en la que la tripa se selecciona y une con el capote, y fue auxiliado por su mejor supervisor para la colocación de la capa.

El nombre proviene de la voz catalana para viña, y fieles a la tradición de los buenos vinos, la producción de este cigarro se compone de hojas cosechadas en la misma finca, de una misma semilla y con un añejamiento muy cuidado para obtener un cuerpo de fortaleza media con notas afrutadas. Se destina a ediciones limitadas que año con año tendrán alguna variación pequeña, resultado de la naturaleza propia y cambiante del tabaco.

A los lanzamientos de une el 18 Aniversario, un cigarro capa Sumatra Ecuador Maduro con ligero Habano y Piloto Cubano; así como el ACME, un nombre que ya estuvo en el mercado entre 2012 y 2018 bajo la producción de la familia Poehler, de Texas, quienes se acercaron a PDR Cigars para revivir la marca en cajas de diez piezas, a un precio competitivo. Esta línea, en formatos Corona, Robusto y Toro, tiene capa Connecticut, con seco y ligero Habano ycapote Indonesia, y es de fortaleza media. Se ofrece de 6 a 8 dólares, por lo que está al alcance de todo paladar y bolsillo.

Abe Flores reitera que no hay mucho qué pensar a futuro: “hay años buenos y malos”, y recuerda que antes de la pandemia pensaba en comerse al mundo con la marca, pero ahora prefiere ir año tras año y busca ser feliz con lo que va logrando.

pdrcigars.com

IG: pdrcigars

Face: PDR Cigars